lunes, 13 de agosto de 2012

Semifrío de queso con brevas y nueces


 En el pueblo de mi madre había un señor que para referirse a la ignorancia la llamaba inocienzura, y solía decir que “bendita sea la inocienzura”. Y  da la casualidad de que yo soy una ignorante de tomo y lomo, vamos que si me tienen que poner nota no me dirían que progreso adecuadamente sino que soy de sobresaliente tirando a matrícula de honor en lo que a ignorancia se refiere. Te cuento, yo creía que había un árbol que daba brevas y otro que daba higos, pero que los dos se llamaban higueras; pues si tú eres tan ignorante como yo te voy a contar que no, que no son dos árboles sino que tanto higos como brevas, o viceversa, salen del mismísimo árbol, solo que la breva sale antes y después en el hueco que dejó sale el higo, por que las higueras (aunque no todas) suelen dar dos veces frutos. Y lo mejor de todo es que me he enterado que el higo no es un fruto, sino una infrutescencia, cuando me lo han dicho todavía se me ha puesto cara de más ignorante y no me he atrevido a preguntar qué demonios es eso de la infrutescencia (me suena a fluorescente o algo así) por temor a descubrir toda la inocienzura que poseo.
Con vistas a dejarme de preguntas y darle uso a unas cuantas brevas, higo a vete tú a saber:

SEMIFRÍO DE QUESO Y NATA  CON BREVAS Y NUECES CARAMELIZADAS 
EN BASE DE GALLETA.



Ingredientes: (para un molde de 18 cm de diámetro) 

100 grs de galletas tipo Digestive.
40 grs de mantequilla a temperatura ambiente.
3 hojas de gelatina remojadas en agua fría.
200grs de queso crema (Philadelphia).
100 ml. de  nata
100 ml. de leche entera.
2 c.s de azúcar.
½  haba tonka rallada (o el interior rallado de  ½ vaina de vainilla).
5 brevas  (o higos).
½ c.c de canela molida.
Unas nueces caramelizadas.

Cobertura:
2 hojas de gelatina.
1/2 vaso de zumo de manzana (o agua)

Elaboración:

Precalentamos el horno a 180º y mientras trituramos en la thermomix, o con la batidora o a mano las galletas con la mantequilla. Extendemos una capa de esta mezcla en el fondo de nuestro molde y aplastamos bien con las manos. Metemos al horno y en 7 minutos tendremos nuestra base. La sacamos del horno y dejamos que se enfríe antes de utilizarla, así que vamos a ir preparando el resto.
Ponemos a calentar la nata con la leche, el azúcar, el queso  y el haba tonka rallada (podemos sustituirla por vainilla) y cuando esté caliente retiramos del fuego y añadimos la gelatina bien escurrida. Mezclamos bien para que todo quede integrado y lo vertemos sobre nuestra base de galleta. Pasamos al frigorífico y esperamos de 1 a 2 horas para que solidifique (aceleramos el proceso en el congelador). Una vez solidificado decoramos con los higos (yo los puse en rodajas, pero tú puedes hacerlo como más te guste, en cuartos, en mitades, colocados hacia arriba,  o hacia abajo…) espolvoreamos con un poco de canela en polvo y añadimos las nueces caramelizadas (si las tenemos).

Cobertura:
Hidratamos la gelatina en agua fría unos 5 minutos. Ponemos a calentar el zumo de manzana (o agua, o agua con un poquito de limón y azúcar) y cuando esté caliente retiramos del fuego y le añadimos la gelatina escurrida, disolvemos bien y dejamos unos minutos que se atempere. cuando empiece a espesar, la vertemos sobre los higos o brevas.

Con jarabe de vino tinto

2 comentarios:

  1. me gusta es facil de hacer,y tengo una higuera a mano que pronto estara en su punto.

    ResponderEliminar
  2. De ahí el dicho, de higos a brevas.La tardanza de un año.

    ResponderEliminar