lunes, 10 de septiembre de 2012

Carpaccio de langostinos con...


La vida ha sido generosa con tía Lucinda, le ha regalado belleza, sentido del humor,  ritmo, una bonita voz y buen apetito, gracias al cual ahora ella también tiene  un generoso cuerpo. Con su marido la vida ha sido harto tacaña pues el hombre es parco en palabras, escueto en hechuras, tiquismiquis con las comidas y nunca se le ha visto bailar. Nunca se enfadan y utilizan un lenguaje plagado de sentido del humor pero un poco incomprensible para muchos. Por ejemplo, en la última celebración (léase bodorrio, ya que era una celebración con menú “viejuno” donde los haya), en el momento de los langostinos alguien propuso hacer unas fotos, tía Lucinda enseguida dijo: “Uy no, a mí no me saquéis que la cámara me engorda, como a las chicas del Telediario” a lo que su marido corrigió : “ no querida, a ti lo que te engorda no es la cámara, sino los camarones, que te estás comiendo”, mi tía ofendida (eso creía yo) replicó : “¡Uy! lo que me ha dicho, ¡uy! lo que me ha dicho”, y los dos se miraron y se empezaron a reír.
Te propongo una receta de “camarones”, pero que no engorda (o eso creo yo):

CARPACCIO DE LANGOSTINOS CON SU MOJO, APIO  Y 
HELADO DE LIMÓN Y PIMIENTA


Ingredientes (para  compartir):

8 langostinos crudos.
Una ramita de apio.
1 c.s de aove.
Unas gotas de zumo de limón o lima.
1 c.c de salsa de soja.
Pimienta negra molida.
Ralladura de lima o limón.
Helado de limón (sorbete).



Elaboración:

Pelamos los langostinos (reservamos sus cabezas) y los colocamos entre papel film, con ayuda de un mazo  y/o rodillo de cocina los “aplanamos” al máximo posible y los ponemos a congelar.
Mientras preparamos el mojo exprimiendo, sobre un colador, en un bol las cabezas de los langostinos y a este juguillo le añadimos el zumo de limón, el aove ( he utilizado uno de guindilla de “La Chinata”- extremeño) y la salsa de soja, removemos bien el mojo para que quede todo muy integrado.
Para preparar el helado de limón con pimienta tomamos un par de cucharadas de helado de limón y las ponemos en un bol, sobre el helado añadimos la pimienta negra que deseemos (tampoco te pases)  y un poquito de ralladura de lima o limón, lo mezclamos bien. Lo volvemos a guardar en el congelador hasta la hora de servir.
Emplatado: Sacamos el carpaccio del papel film y lo colocamos en un plato, le picamos, muy menudito, el apio por encima y lo regamos con el mojo.

 En el centro le ponemos una cucharada de nuestro helado de limón. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada