sábado, 10 de noviembre de 2012

Carrilleras de rape con gambas y berberechos


Acabo de leer algo que no puedo dejar de comentarte, quizás ya lo hayas oído o visto pero “porsi” te informo. La noticia viene a decir que cuando comemos en platos rojos pues como que este color nos incita a comer más cantidad y de forma más rápida y en cambio si lo hacemos en platos azules, como que se nos corta el apetito  más rápidamente y todo ello, porque en la naturaleza los alimentos de este color son bastante raros y, la mayoría de ellos, tóxicos.  Entonces, nuestro cerebro, con esta información tan valiosa que tiene guardada,  cuando ve que lo que hay en el plato azul son unos fantásticos callos con garbanzos o una paella de caerse de espaldas, es cuando entra en funcionamiento y dice “Para ya, no más”. ¿Qué, ya lo sabías?Tienes razón, yo también estrenaré una vajilla azul próximamente, pero mientras…

CARRILLERAS  DE RAPE CON GAMBAS Y BERBERECHOS A LA VILLEROY


Ingredientes (para 4 personas):

4 carrilleras (o cocotxas) de rape, si son muy pequeñas 8.
2 c.s de harina.
1 c.s de cebolla muy, muy picadita.
2 c.s de aove.
125 ml de leche evaporada.
150 ml de caldo de pescado.
16 gambas crudas.
24 berberechos (cocidos al vapor).
Sal y pimienta (opcional).
Para rebozar:
1 huevo.
Harina y pan rallado.
Para freír:
Aceite de girasol.

Elaboración:

Lo primero es decirte que no se trata de una salsa Villeroy, aunque le dé nombre a la receta (ya sé que es un absurdo, pero tenía que ponerle un nombre).
La autentica salsa Villeroy incorpora a la salsa bechamel (base) yemas de huevo y esencia de champiñones. Yo simplemente he preparado una bechamel con leche evaporada y caldo de pescado. Aclarado esto, te digo cómo preparar la receta.

Caldo de pescado:
1l de agua.
1 vasito de vino blanco.
½ cebolla.
1 zanahoria.
1 hoja de laurel.
1 ramita de apio
Huesos de rape.
Cabezas de gambas (el cuerpo lo utilizamos luego).
Unos granos de pimienta.
Sal (opcional)
Cocemos todo esto durante 30 minutos. Colamos y reservamos. Lo que sobre lo guardamos para hacer una sopita mañana o pasado o si quieres, lo congelas.













Preparamos la bechamel:
En una sarte ponemos 2 c.s de aove y allí doramos muy poquito la cebolla, le añadimos la harina y le damos unas vueltas (para quitarle el sabor a crudo), incorporamos la leche y movemos bien para que no se formen grumos. Le vamos añadiendo el caldo y seguimos moviendo bien. Cuando haya espesado (al cocer lo hará) retiramos del fuego y pasamos para un recipiente para que se enfríe antes (puedes hacer la preparación con la bechamel caliente, pero a mí me gusta más que esté fría, como la base sobre la que va, en este caso el pescado)
Si las carrilleras con grandes podemos cortarlas horizontalmente en 2, si son pequeñas prepararemos 2 por persona.

Sobre cada carrillera colocamos una cucharadita de bechamel y encima ponemos 2 gambas y 3 berberechos (son cantidades orientativa, tú ponle lo que creas conveniente). Aplastamos un poquito para que “se pegue” el invento. Pasamos esto primero por harina, luego por huevo y por último por el pan rallado. Si queremos una “corteza” más crujiente y gruesa, podemos pasarlo 2 veces por huevo y pan rallado.
Lo freímos en aceite caliente y escurrimos sobre papel absorbente.


1 comentario: