domingo, 2 de agosto de 2015

Sweet Varese de Calabacín y Naranja

Llevaba una temporada durmiendo mal, se pasaba las noches despertando cada dos o tres horas. Esta noche también. Por un momento observó lo que le rodeaba. El reflejo de la luna atravesaba los cristales de la ventana y dibujaba formas esquivas en la superficie de la cama, que se transformaban grotescamente cuando se alteraba la perspectiva desde la que eran descubiertas. Eran las figuras de la soledad. La almohada parecía ahora un perro acurrucado y casi redondo, como el viejo Rufo. La sábana, caída hacia el suelo, un velo abandonado, como el de una novia que huye de forma trágica. Encendió la luz de la lámpara de noche y la magia se evaporó: la sábana perdió tragicidad y la almohada recuperó su identidad de simple, vulgar, desconsolada almohada. Miró el reloj: las cuatro y treinta y cinco de la noche…otra noche de desvelo, otra noche que quedaría reflejada en sus ya oscuras ojeras. Se levantó y bajó hasta la cocina, ni siquiera encendió la luz, suficiente con la que entraba por el ventanal. Miró hacia afuera, sin buscar nada y buscando algo que pudiera relajarlo un poco, la luz de un barco en el horizonte, algún gato callejero buscando amores, un papel movido por la brisa de la noche…Recordó algo que había leído hacía tiempo a cerca de que cada noche tiene su manera de ser, como las personas. Hay noches tranquilas, pacíficas, belicosas, antipáticas, felices, profundas, monótonas. Las personas dependen de sus amistades y las noches de los cuerpos, de todo lo que se esconde dentro de un cuerpo. Dime con quién andas y te diré quién eres. Dime qué tipo de oscuridad se esconde en tu cuerpo y te diré cómo anda tu vida y cómo pasas las noches. Antes de llegar a la cara, todas las preocupaciones necesitan por lo menos una noche para dejar su huella. Según esto a él sólo le queda saber qué era lo que le preocupaba y no conseguía ver…Si todo, aparentemente, todo a su alrededor estaba ok.

SWEET VARESE DE CALABACÍN Y NARANJA



El Varese es un dulce típico de la ciudad lombarda de la que toma su nombre, se caracteriza por hacerse en un molde semicircular acanalado y cuyo ingrediente fundamental es la harina fina de maíz utilizada en la elaboración de la polenta, que le otorga el color amarillento característico.
Como ves, mi SWEET VARESE, se parece al original en el color y en la forma. Aparentemente...Sí es un Varese.



Ingredientes:
200 grs de calabacín rallado (con parte de la piel).
2 huevos.
125 grs de azúcar.
6 semillas de cardamomo molidas.
Ralladura de 1 naranja (su piel).
Zumo de 1/2 naranja.
85 grs de aceite de avellana (sustituible por girasol o maíz)
150 grs de harina de todo uso.
50 grs de harina de arroz.
10 grs de levadura (tipo royal).
Pizca de sal.


Elaboración:
Encendemos el horno a 180º para que se vaya calentando mientras preparamos el  Varese.
Rallar el calabacín y reservar bien escurrido.


Batir los huevos junto con el azúcar hasta que doblen su volumen y  la mezcla se vuelva blanquecina (unos 10 minutos con las varillas eléctricas). Entonces, añadir con cuidado el aceite (como si fuera una mayonesa) y seguir batiendo. Incorporar la ralladura de naranja, las semillas de cardamomo, el calbacín rallado y el zumo y mezclar todo bien con la ayuda de una espátula. 
Mezclar la harina de trigo, con la harina de arroz,  la levadura y  la sal  y tamizándola  vamos añadiendo sobre la mezcla.
Mezclar con cuidado y llenar el molde, previamente engrasado.


Nota: como me sobró masa llené unos cuantos moldecitos de madeleines para luego decorar el Varese.



Introducir en el horno y cocer a 180º durante 20/25 minutos (depende del horno: lo mejor es la prueba del palillo). Cuando falten 10 minutos introducimos la bandeja de las madaleines que se harán enseguida.


NOTA: Mis pucheros y cazuelas me han pedido vacaciones hasta septiembre, creo que es justo y hasta necesario que descancansen y yo con ellos...así que ¡Volvemos en Septiembre!!!
Sed Felices...

16 comentarios:

  1. Nos dejas con un delicioso sabor de boca con este dulce como tú sabes presentarlo.
    Es necesario parar y descansar . Así que disfruta mucho de tu tiempo, de tus vacaciones pero no te olvides de volver porque leerte y pasar un rato contigo es un placer!!! Mil besos y FELICES VACACIONES!!!!!!!

    ResponderEliminar
  2. Un relato estupendo, me encanta leerte es como leer los relatos cortos de un libro de misterio. El postre se ve delicioso y jugoso, lo probare

    Un abrazo y feliz domingo

    ResponderEliminar
  3. Que rico postre Sonsoles. Disfrtuta de tu merecido descanso, nos vemos a la vuelta.

    ResponderEliminar
  4. Que manera más romántica de describir la soledad, pero a veces no es necesario sentirse solo para padecer noches de insomnio intempestivo, lo mejor de todo es que en esos momentos, al encender la lámpara, y extender la mano sobre las sábanas, descubres a la persona amada, durmiendo apaciblemente y soñando, probablemente en hacerte inmensamente feliz.
    Sonsóles, que buen sabor de boca nos dejas, una dulce tentación que hace que tu ausencia se nos haga más liviana.
    Mil besos y que tengas un feliz descanso guapa!!!

    ResponderEliminar
  5. Que delicia de biazochito!! bien sano y rico. Éste me lo apunto para probarlo pronto. Bs.

    ResponderEliminar
  6. Tengo la suerte de tener tu receta y tengo la suerte de tener el molde que,de momento,sólo conoce lo salado.
    Me estás poniendo muchos deberes y eso me gusta.
    Besazos y felices sueños.

    ResponderEliminar
  7. Hola guapísima !!!
    Como se suele decir, hasta de lo que gusta, hay que descansar. Así que espero que pases un buen mes de vacaciones, que lo disfrutes al máximo y que vuelvas con más de todo.
    Ayy, que el pobre no se enteraba que la soledad que tenía encima le pesaba hasta en el sueño. Si es que siempre pienso que cuando no se elije, debe de pesar bastante. Pero peor, es sentirse solo, cuando se está acompañado ¿verdad? eso si que es triste.
    No conocía ese pastel (al original me refiero) y eso que tengo el molde la mar de bien guardado jaja. Ahora iré a cotillear por internet para ver cómo es. Pero el tuyo me ha encantado: textura, ingredientes, color y presentación.
    Como siempre me voy contenta de tu cocina . . . por todo lo que siempre me encuentro aquí, ya lo sabes mi niña.
    Besotes regordos y aquí estaré a la vuelta.

    ResponderEliminar
  8. ¡¡Hola Sonsoles!! Pues yo hago a veces, un bizcocho de calabacín muy parecido a este, y claro, yo sin saber que eso se llama sweet varese, pero bueno, eso es muy normal en mi, ja, ja. La presentación en el molde acanalado queda maravillosamente bien, y la esponjosidad que tiene el bizcocho salta a la vista.
    Bueno, ya nos cierras tu ventana por un tiempo, para coger fuerzas y volver con ganas de seguir contándonos esas maravillosas historias acompañadas de unas recetas que quitan el hipo. Yo también me iré dentro de poco y volveré algún día de septiembre. Besitos y ¡¡a disfrutar!!

    ResponderEliminar
  9. ¡Ay Sonsoles qué pintaza tiene esto! Hace un tiempo que quiero este molde y después de ver tu varese ¡más ganas me han entrado! Vale, sé que se puede hacer la receta en otro molde, pero a mí me apetece prepararlo en este ¡que soy muy caprichosa!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  10. Sonsoles se ve realmente delicioso este bizcocho, deseando probarlo estoy.
    Me voy de vacaciones nos vemos en septiembre!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Sonsoles, la receta te ha quedado deliciosa, sin dudas. Los zucchinis/calabacines y las naranjas le aportan color y humedad a este varese que, además, cuenta con los perfumes del cardamomo y el aceite de avellanas. ¡Qué exqusitez!
    Espero que descanses mucho, que repongas energías y disfrutes de tu gente, tus afectos y tus vacaciones. Aquí te espero para cuando regreses con tus historias apasionantes y más recetas tan personales.
    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  12. Que jugoso y rico se ve!!! Te ha quedado espectacular este bizcocho.
    Felices vacaciones.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  13. Que buena pinta tiene este bizcocho, felicitaciones! Os invito a conocer otras exquisitas recetas de bizcochos y tartas en mi espacio de cocina. Saludos!

    ResponderEliminar
  14. Le invito a que siga mi blog en este link http://mibonitolugar.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  15. Hola Sonsoles ¡¡ por lo que veo sigues de vacaciones, espero que las estes disfrutando mucho, yo ahora mismo me voy a conformar con este delicioso bizcocho hasta tu vuelta, tiene una pinta fabulosa.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Que buena pinta tiene este bizcocho!
    Muy buena idea para hacer una tarde de lluvia!
    Saludos.

    ResponderEliminar