domingo, 27 de septiembre de 2015

Coquetas de Yuca y dos salsas

Aquella mañana de domingo, vestida, perfumada y bien peinada, como si fuera en busca de novio o a Misa Mayor en la  Catedral, Manuela cruzó el portón de madera y salió al vapor de la calle. Su proa apuntaba hacia la casa de su amiga Irene, porque necesitaba comunicar sus sueños truncados y todas sus ensoñaciones y elucubraciones a cerca de lo que pensaba sería su futuro más próximo y además llenar un poco su estómago, y no conocía en el mundo mejores oídos que los de su amiga Irene y mejor magia gastronómica que la de doña Prudencia, capaz de transformar a golpes de imaginación la simplicidad de los productos hasta llegar a convertirlos en  auténticos regalos para cualquiera de los sentidos. A pesar del calor, encontró la plaza de Los Encantes abarrotada de gentes: mientras unos vendían las cosas más inimaginables, otros compraban o soñaban comprar; mientras unos expulsaban por cada poro de su piel el último sudor haciendo footing, otros sonreían, frescos, detrás de sus cervezas bien heladas; mientras estos salían de la iglesia, aquellos tomaban un trago en el bar y se desahogaban maldiciendo en voz alta… un indigente pedía limosna en las escaleras de esa iglesia, poca era la generosidad de tanto devoto y  reza rosarios como salía por la  puerta. Un negro, fuerte y con gafas de sol vendía collares de todos los tipos y colores. Un pintor, al cual le faltaba una pierna, intentaba plasmar en su lienzo la esquina de la plaza y la calle de La Esperanza… En medio de aquel vértigo Manuela trató de ubicarse a sí misma y no lo consiguió. Por fin llegó a casa de Irene, donde su madre, doña Prudencia, había preparado:

COQUETAS DE YUCA y dos salsas



Ingredientes:

1 yuca mediana.
Carne picada (½ pechuga de pollo).
1 cebolleta.
2 c.s de aove.
¼ de mango (muy picado).
Unas hojas de cilantro.
PanKo (o pan rallado).
Aceite de girasol para freír (cantidad suficiente).
Ali-oli 12 c.s (mejor si es casero).
1 c.c de pasta de frambuesa.
Unas gotas de tabasco (opcional y al gusto.
2 c.s de salsa (escurrida) de tomatillo verde (salsa mejicana, de venta en grandes superficies).

Elaboración:
Coquetas de Yuca:
Pelamos y cocemos la yuca troceada en agua con sal.
Una vez cocida, la hacemos puré (mejor con un tenedor), y reservamos.
Ponemos  una sartén  al fuego con el aceite y cuando esté caliente añadimos la cebolleta muy, muy picadita. Antes de que se dore la cebolleta, añadimos la carne picada de pollo y la sofreímos. Cuando el pollo este hecho, apartamos la sartén y fuera del fuego le añadimos el mango picado muy chiquitín y el cilantro. Reservamos.
Tomamos una porción de yuca en la palma de la mano (como una cucharada sopera con copete) y le hacemos un hueco en el medio  donde depositamos una pequeña porción de nuestro relleno.   Cerramos nuestra bola-bolita de yuca bien, que no pierda el contenido.
Seguimos hasta rematar el puré de yuca y el relleno.
Una vez formadas todas las bolas-bolitas las pasamos por pan rallado o panko y las freímos en aceite caliente hasta que estén doraditas.


Servimos calientes  acompañadas de nuestras salsas, una no pica y la otra si.
Si las bolas se nos “secan” un poco, podemos humedecerlas ligeramente con un poquitín de agua, antes de pasarlas por el pan rallado.


Salsas:
Alioli de  Frambuesa:
6 c.s de alioli casero.
1 c.c de pasta de frambuesa.
Mezclar el alioli y la pasta de frambuesa muy, muy bien que queden perfectamente integrados.
Alioli de Tomatillo Verde:
6 c.s de alioli casero.
2 c.s escurridas de salsa de tomatillo verde.


Escurrir muy bien la salsa de tomatillo verde y ponerla en un bol junto con el alioli y unas gotas de tabasco. Integrar muy bien los ingredientes y habremos conseguido una deliciosa y picante salsita para acompañar nuestras coquetas.

21 comentarios:

  1. Mira que me gustan y cocino croquetas de todo tipo, pero tan originales de ingredientes nunca, así que ni decir tiene que me han encantado al igual que las salsas. Una buena receta para sorprender en cualquier reunión.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Buenas Doña Sonsoles!!!!!! Vaya delicia nos has preparado, literaria primero, para dar alimento a estas almas artas de tanta vanalidad ( me ha quedado un poco pretencioso y no lo pretendía) y luego y después de disfrutar de la bista y el olfato, este último con los ojos cerrados, llevar esta fiesta a nuestra boca.....ummmmmh que gozada!!!!!
    Esto es una delicia para los sentidos Sonsoles:D
    Un abrazo muyyyy cariñoso, que disfrutes de este precioso domingo;)

    ResponderEliminar
  3. Vista. ,quería decir, vaya patada al diccionarioha dado mi dedo, mil perdones.
    Un besazo ;)

    ResponderEliminar
  4. Hola guapísima !!!
    Hoy nos has descrito una plaza bien concurrida y al detalle, esas que muchas veces estamos tan acostumbrados a ver, que dejamos de "verla" . . . podría ser la de cualquier pueblo o ciudad de cualquier rincón del mundo. Escenas que estoy segura todas hemos vivido alguna vez.
    Pero las manos de Dña. Prudencia, esas no, esas sólo las encontré aquí.
    Un plato divino, una entrada preciosa y vamos, que me ha encantado todo, Sonsoles de mi corazón, que tienes un arte en la cocina que pa qué.
    Por cierto, me quedo con la salsa picosa, que me gustan a rabiar.
    Besotes regordísimos mi niña, feliz Domingo.

    ResponderEliminar
  5. Sólo sé que no se nada,que dijo Sócrates,pues eso,de yuca y otros tantos productos no sé nada,ahora ya he aprendido a cocerla y a hacer un puré con un aspecto estupendo.Las croquetas se ven estupendas y las salsas muy originales.
    Me gusta la plaza de hoy y esa terracita con la cerveza helada.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  6. ya he llegado, fija como cada domingo a leerte. Yo hubiera dado cualquier cosa por ser otra invitada a casa de la amiga de manuela y poder compartir una buen rato de charla y de confidencias, acompañada con esta deliciosa receta. me faltó el desenlace pues me he quedado con ganas de más.
    Un beso amiga, gracias y feliz tarde de domingo!!!

    ResponderEliminar
  7. Nunca he comido Yuca ni me imaginaba pudiera ser tan versatil en la cocina sin palabras me tienes con estas croquetas no dudo ni un segundo esten de muerte relentaaaaaaa a las fotos me remito ,no te haces a la idea de lo que siento no poder meter la mano y dar cuenta de una sola que fuera , me has puesto los dientes largos.
    Un post divino me ha encantado yo tambien hubiera dado cualquier cosa por se otra invitada mas a la casa de Irene y comer las croquetas de doña Prudencia .
    Bicos mil y feliz domingo wapa.

    ResponderEliminar
  8. Tus entradas son siempre geniales y tus recetas que te voy a decir... Esta de hoy una maravilla de color y sabores, ese all i oli de frambuesas tengo que hacerlo si o si. La yuca nunca la he preparado, así que ni imagino su sabor, pero por la pinta que tienen esas bolitas rellenas o coquetas, se presienten deliciosas!!
    Besotes y feliz semana!!

    ResponderEliminar
  9. Sonsoles la yuca, la he comido en solo dos ocasiones, simplemente cocida y aderezada con una salsita picante, que preparó mi hermana Pilar y no me desagradó, precisamente el sábado tuve unas en las manos, en el Super, es algo que me gustaría poder introducir en mi cocina, y las croquetas de Doña Prudencia, creo que van a ser la excusa perfecta para hacerlo, eso si seguro que no me saldrán tan exquisitamente bonitas como las tuyas, pero lo intentaré.
    ¡¡¡Un bocado sublime!!!

    ResponderEliminar
  10. Que maravilla de croquetas, tan originales no las había visto antes, que delicia y cosas esas dos salsas tan espectaculares las visten de fiesta total, que maravilla, ya quisiera algún restaurante tener en su carta algo así. ...Besss

    ResponderEliminar
  11. Buenas Sonsoles. Cómo me gustan tus relatos!! por cierto, estoy bloqueada y seguro que tú tienes buen criterio para la lectura. Me podrías recomendar alguna novela??y si es con notas gastronómicas mejor. Cuando estoy sin lectura me hace un no se qué el estómago.
    Tu receta es muy atractiva, has incorporado el mango al relleno!! la yuca no la he cocinado pero una amiga ecuatoriana me ofrece cuando voy a su casa pastelillos con queso calentitos. Me la guardo a favoritos. Saludos desde Barna y muchas gracias.

    ResponderEliminar
  12. ¡¡Hola Sonsoles!! Ya estoy de nuevo por aquí, y seguro que Doña Prudencia aún guarda algunas de estas riquísimas croquetas, que me han parecido Lo Más, pues nunca he probado la yuca y me parece que en croquetas tiene que estar fantástica. Eso sí, yo me pido la salsa de alioli de frambuesas que es la que no pica. ¡¡Para chuparse los dedos!! Besitos.

    ResponderEliminar
  13. ¡Menuda receta! Repleta de colores, sabores, texturas... ¡Chica! menudo trabajo te has dado pero qué bonita te ha quedado la presentación y qué rico debería estar todo

    La introducción a la receta como siempre todo un placer

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  14. Me ha encantado la receta! La tengo que probar asique con permiso me llevo la receta y las croquetas

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Pensaba que te habías colado con la "R" del nombrecito pero no, es que son tan monas que deben llamarse coquetas, si señora, jajaja. Yo la yuca la he tomado frita, como si fueran patatas y me encantan, pero así como tú, no, y me han enamorado esas preciosidades.
    Un beso enorme, reina, que tengas una buena semana

    ResponderEliminar
  16. Simpático nombre para una receta de lo más original como es costumbre en tu cocina y con sabores muy atractivos que hay que cocinar para no caer en falsas fantasías culinarias. Un olé por doña Prudencia y otro por tu relato y tu estupenda receta. Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Desde luego coquetas si que se ven, son monisimas y tiene que saber de lo más ricas, auque te diré que la yuca no la he probado nunca, pero con la pinta que tiene y esa mezcla de ingredientes seguro que estan para comerselas.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  18. Que receta mas original y me imagino que una delicia en boca ,me encanta ,me la apunto con tu permiso .
    Besos!!

    ResponderEliminar
  19. Yo era uno de los del grupo de las cervezas heladas y sí, estaba maldiciendo porque llegué tarde y me quede sin estas coquetas croquetas, no me extraña que tuvieran tanto exito, ese alioli de frambuesa debe ser de los de hacer historia, aunque para historias , la que nos cuentas tú todas las semanas, q venimos todas a por la receta y el relato ;)
    Un besazo

    ResponderEliminar
  20. Manuela se va a ubicar enseguida en cuanto empiece a comérselas, qué relato más lleno de vida! Las croquetas verse, se ven buenísimas voy a tener que probar la yuca ya mismo!! y el alioli de frambuesa me lo llevo puesto, mm!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  21. hola! para mi son tres en una, las croquetas muy originales y los all i oli, madre mia... que buenisimos por favor, me quedo las ideas porque me gustan mucho, que bueno!! un beso ;)

    ResponderEliminar