domingo, 27 de enero de 2019

Choux de Espinacas


Hoy, domingo por la mañana, Miguel está pensando que alguna vez, despertar y levantarse fueron dos verbos en uno. Por entonces, no lo pensaba dos veces, no tenía la pereza instalada en cada miembro de su cuerpo ni el deseo de quedarse todo el día en la cama. Extiende un brazo y con la mano toca el hombro de la mujer que duerme junto a él. Esa mujer que aún duerme a su lado: lo quiere bien, lo quiere regular, lo quiere por costumbre o simplemente no lo quiere? Es cosa de adivinarlo, porque ella no anda pregonándolo por todas partes. Lo da por hecho. Nos levantamos? Le pregunta. Todavía no, dice ella entre sueños y sigue durmiendo. Tiene la extraña habilidad de responder y dormir al mismo tiempo. Aún acostado, levanta los brazos, cruza una mano sobre la otra y se estira. Se sienta en la cama. Otra vez pasa la mano por el hombro de su mujer, le acaricia la nuca, le da un beso en la cabeza desordenada y por fin se decide a levantarse. A dónde vas? Pregunta ella. A la vida, contesta Miguel dando la vuelta sobre sí mismo para bajar los pies de la cama.  Frunce la boca. Al pasar por el baño ve en el espejo su figura bajo un pijama de pantalón y camisa con botones por el que ha cambiado su camiseta de algodón.  Me he vuelto señor de pijama, me estoy pareciendo a mi padre, piensa Miguel mientras mete la barriga, levanta los hombros y camina hacia el fondo de la habitación. Concentrado en sus pensamientos, no se fija en que por una rendija de las sábanas su mujer lo está espiando, sonriendo para sí. Cuando lo siente detenerse al lado de la cama, vuelve a hacerse la dormida. Le gusta mirarlo mientras él no se da cuenta. Mirarlo y adivinar.

CHOUX DE ESPINACAS


Ingredientes (10-12 unidades):
125 ml de agua.
35 gr de mantequilla.
Pizca de sal.
75 gr de harina de todo uso.
 2 huevos + 1 para pincelar.
Relleno:
2 c.s de aove.
¼ vaso de aove.
500 gr de espinacas congeladas,cocidas y muy escurridas.
1 cebolla mediana.
Pimienta negra molida (al gusto).
200 gr de queso feta
60 gr de nueces picadas.
Elaboración:
Empezamos con la masa choux, para ello ponemos en un cazo al fuego el agua, la sal y la mantequilla, cuando rompe a hervir añadimos de golpe la harina y removemos enérgicamente hasta que no queden grumos y la masa se espese (1 ó 2 minutos). Retiramos el cazo del fuego y dejamos que la masa se enfríe durante 5 minutos.



Encendemos el horno a 200º.
Añadimos el primer huevo a la masa y lo mezclamos con una cuchara de madera hasta que esté completamente incorporado a la masa. Añadimos el segundo huevo y repetimos el proceso de incorporarlo completamente a la masa.




Con ayuda de dos cucharas o una manga pastelera (yo prefiero las cucharas) formamos bolas de masa que dejamos sobre la bandeja del horno que habremos cubierto con papel de hornear, silpat o esterilla de horno.


 Pincelamos con huevo batido nuestras bolitas de choux y horneamos por 15 minutos, sin abrir la puerta del horno bajamos la temperatura a 170º y cocemos otros 15 minutos  hasta que estén dorados.

.
Mientras se hornean los choux podemos ir haciendo el relleno:
Picamos muy menudita la cebolla.
En una sartén honda (tipo wok) ponemos 2 c.s de aceite y echamos la cebolla, dejamos que se cocine hasta que esté transparente, pero que no llegue a coger color (unos 10 minutos a fuego medio-bajo) añadimos las espinacas muy, muy escurridas, ponemos la pimienta molida y dejamos que se cocinen unos minutos más. Retiramos un par de cucharadas de espinacas para hacer el aceite de espinacas que pondremos en el fondo del plato. Añadimos las nueces picadas y el queso feta desmenuzado.


Removemos para mezclar todo bien y apagamos el fuego pero dejamos la sartén al calor residual.
Con ayuda de la batidora trituramos las dos cucharadas de espinacas con ¼ vaso de aceite de oliva y esto lo pasamos por un colador de malla fina.
Sacamos los choux del horno, dejamos que se enfríen un poco (para poder manipularlos sin quemarnos).


los abrimos con un cuchillo y los rellenamos con nuestras espinacas.


En el fondo del plato colocamos un poco de aceite de espinacas, encima un choux relleno y decoramos con unas hojas de ensalada y trocitos de queso feta.






15 comentarios:

  1. ¡¡Hola Sonsoles!! Hoy tenemos una receta de altura, con este fantástico choux tan bonitamente presentado y tan rico, porque ese relleno es delicioso. Me encantan las espinacas y combinadas con el queso y ese toque de nueces, suenan espectacular. Qué versátil es la masa choux, tanto en dulce como en salado queda maravillosa. Y por cierto, qué bien te ha quedado con las dos cucharas, las bolitas están fantásticas. Yo siempre utilizando la manga pastelera y tú has creado una forma maravillosa con el choux con tan sólo dos cucharillas. Lo tuyo ya es de experta cocinera.
    Ay, yo soy de las que todavía no une despertar y levantarse en uno, yo siempre, cinco minutos más y ya me levanto, ja, ja. Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Sonsoles y unos cuantos para mi jjjjjjjjjjjjj
    Un saludito

    ResponderEliminar
  3. Sonsoles y también me llevo unos cuantos..........jajaja espero llegar a tiempo
    Muchos besitos¡¡

    ResponderEliminar
  4. Unos choux salados, que ricos, bueno en realidad los dulces también me gustan, pero la mezcla espinacas-feta-nueces es exquisita y junto a la masa choux, manjar de dioses.
    A veces descubrimos muchas cosas, más de las que parecen, observando sin ser vistas y sin hablar.
    Bss

    ResponderEliminar
  5. ¿Adivinar o sentir? Prefiero sentir, el amor hay que demostrarlo, sino, no sirve para nada. Como el que yo he sentido de repente al ver tus preciosos Choux, que me han dejado totalmente enamorada, por la presentación y por el relleno, siendo como soy, más de salado que de dulce, estoy #inlove con estos bocaditos.
    Besos. Gracias por seguir alimentándonos el alma.

    ResponderEliminar
  6. Unos choux muy ricos con un relleno buenisimo , besitos

    ResponderEliminar
  7. Qué sugerente tu historia... Habrái que pensar en nuestros despertares. Bueno , si me despiertas a mí con estos bocaditos tan ricos, saltode la cama sin penarlo. Un beso preciosa y feliz semana!!

    ResponderEliminar
  8. La elegancia y la exquisitez no le falta a este plato. Felicidades!! Me encanta.

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola guapa , la pasta choux requiere de técnica, es muy versátil y está deliciosa. Rellena con estas espinacas debe estar riquísima. 👏👏👏😙

    ResponderEliminar
  10. Sonsoles, qué texto tan bonito, me encanta esta forma de que tienes de contarnos historias, siento ser repetitivo, pero es lo que te digo más o menos siempre. Me ha fascinado la frase "A la vida"

    Y la receta también me ha encantado, yo que como espinacas pero no las disfruto realmente creo que de esta manera me encantarían

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
  11. Sonsoles te ha quedado fantástica la presentación y desde luego la pasta choux en versión salado también es muy buena y da mucho juego.
    Saludos

    ResponderEliminar
  12. Hola Sonsoles!!!
    Una delicia de receta , como estos relatos que siempre es un gusto leer con calma.
    Un abrazo muy cariñoso 😙😙😙

    ResponderEliminar
  13. Guau, eso tiene que estar de muerte, a estas horas me comía unos cuantos.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  14. Que rico relleno para el choux, me lo apunto!
    Bs

    ResponderEliminar
  15. Hola Sonsoles, enamorada de tus choux, me parece una idea muy original este relleno salado. Cuando alguien me pregunte alguna vez a donde voy le diré eso: a la vida, me encanta!
    Un beso y lindo inicio de semana!

    ResponderEliminar