lunes, 8 de diciembre de 2014

Una Galleta para Alicia

Han existido tierras maravillosas desde que el Cosmos se formó del Caos. Son lugares donde pueden suceder cosas asombrosas, no necesariamente agradables, porque una Tierra Maravillosa no es más que “un país lleno de sorpresas”. En cuanto los hombres empezaron a viajar, los que regresaban traían historias de países maravillosos de todas clases, que con el paso del tiempo, demostraron ser ciertas. Según esto, Cómo no creer en tierras maravillosas no registradas en nuestros mapas? El mundo que nos rodea es mucho más grande de lo que pueden registrar los cartógrafos, porque existe en dimensiones que ellos son incapaces de delinear. Estos lugares se encuentran más allá de los horizontes de la tierra y del mar, pero no fuera del alcance de la imaginación y se puede viajar a ellos sin la menor dificultad. Estos Países Maravillosos nos enseñan que hay más en la vida que lo que ven nuestros ojos.  Las llaves del País de las Maravillas (como la llave de oro que permitió a Alicia penetrar en el jardín del Rey y la Reina de Corazones) está siempre en nuestras manos. Alicia tuvo que hacerse pequeña para recorrer el País de las Maravillas, y nosotros sin duda tendremos que seguir su ejemplo para poder disfrutar del Proyecto una galleta un cuento  Con la propuesta que nos hace Carmen desde su  blog y cuyo tema elegido es : Alicia en el País de las Maravillas.

UNA GALLETA PARA ALICIA



Ingredientes:

250 grs de harina.
85 grs de azúcar glás.
60 grs de almendra molida.
175 grs de mantequilla a temperatura ambiente
1 pizca de sal.
1 yema de huevo.
1 c.s de agua.
2 c.s de frutas escarchadas muy picadas.
1 c.s de semillas negras de amapola.
1 c.s de semillas blancas de amapola.
Fondant blanco.
Pinturas comestibles en gel.

Elaboración:
En un bol juntamos la harina tamizada con el azúcar, la sal y la almendra molida. Le añadimos la mantequilla y lo mezclamos primero con los dedos, hasta que nos quede como si fuera arena. Seguimos uniendo la mezcla hasta que esté bien integrada y le añadimos la yema de huevo, remezclamos bien. Incorporamos las semillas y las integramos a la masa. Añadimos la cucharadita de agua, amasamos un poquito e incorporamos las frutas escarchadas muy picaditas. Todo debe quedar integrado. Estiramos la masa y la metemos en el frigorífico unos 30 minutos antes de cortar las galletas para cocerlas.
Cortamos las galletas y volvemos a dejarlas un rato en el frigorífico mientras precalentamos el horno a 180º.
Cocemos unos 10 minutos. Apagamos cuando empiezan a dorarse los bordes de las galletas pero no sacamos las galletas del horno. Esperamos a que estén perfectamente frías para colocar encima el fondant.  El fondant lo colocamos entre dos plasticos finos (acetatos) y lo estiramos con el rodillo, lo más fino posible, con los mismos moldes que hemos cortado nuestas galletas cortamos el fondant que lo "pegamos" a la galleta con un poco de leche condensada, mermelada, miel o sirope de maiz (es lo que he utilizado). Esperamos que el fondant esté perfectamente seco antes de empezar a pintar nuestras galletas con las pinturas en gel, como si de pequeños cuadros se tratara. Dejamos secar.

















Si queréis ver lo que han preparado el resto de las compañeras del reto, pinchad aqui

UNA GALLETA, UN CUENTO MAGAZINE


34 comentarios:

  1. Sonsoles, esta vez has roto los moldes... ¡Fantásticas!... Te las has currado tanto, que da pena comerlas, aunque están deliciosas, han caído los conejos, que llegaron sin orejas de su viaje, las otras... las miramos, una porque me gusta el gatito, otra porque me gusta la frase... Va a ser difícil comer obras de arte...¡Milgraciasmil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las galletas las hice para que las disfrutarais acompañando un buen té y para que tu hija después de tanto y tanto sacrificio y esfuerzo hiciera suya la frase de que las cosas pueden ser impasables pero no imposibles como dice el gato... Si no os coméis estas, no podré haceros más.Besos.

      Eliminar
  2. Como me gustaría en ocasiones adentrarme en dimensiones no conocidas y dar rienda suelta a nuevas emociones, pero eso sí, siempre con final feliz.
    Hoy tenemos que quitarnos el sombrero y coger la cámara para deleitarnos la vista como si de un museo se tratase y admirar estas diminutas creaciones, todas preciosas. Yo desde luego me comería algunas pero el resto las barnizaría y las pondría de decoración en alguna habitación , lo tengo claro.
    Un abrazo y por cierto, me encanta todo el atrezzo que acompaña a estas pequeñas delicias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un día de estos te pinto algunas y te mando una cajita... en el fondo es una labor muy relajante, y eso que esta vez andaba con varios proyectos DIY (por temas de regalos navideños) entre manos. Un abrazo.

      Eliminar
  3. Madre del amor hermoso, cuánto trabajo y qué maravilla de galletas! Creo que sería incapaz de darle un mordisco a ninguna porque son como pequeñas obras de arte, los dibujos preciosos y las citas muy buenas, como era ese genio que lo escribió. Además la leyenda que hay alrededor del cuento es casi más interesante que el mismo cuento, me parece todo un acierto el tema que has escogido. No diría nunca "que te corten la cabeza" jajaja. Un trabajo fantástico, Sonsoles!!
    Un beso grande, mi niña, que tengas un buen día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Trabajo poco: el tema te lo dan propuesto. Quizás lo más complicado pensar en una galleta que sea diferente a las demás y que tenga "algo" que ver con la historia (las semillas de amapola) lo demás pinceles fines y...buena punteria!!! Un abrazo grande, grande.

      Eliminar
  4. Pero qué preciosidad Sonsoles! !! Con lo que me gustan las ilustraciones de los cuentos de Carroll, y ahora transformados en galletas, qué maravilla! !! A mi me ha encantado la galleta del sombrero dorado. Creo que deberías salvarla de la quema, como si se tratara de un Ninot indultado de una falla valenciana. Es una obra de arte! ! ! Yo creo que en el fondo, nosotras es como si ya viviéramos en una nueva realidad paralela, en una quinta dimensión y ya hayamos tomado el té muchas veces con Alicia y el conejo de pascua. Miles de besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las galletas se fueron en una caja para una hermosa mujer que en los últimos tiempos se ha esforzado mucho, mucho hasta lograr uno de sus sueños, ella será quien "salve" la galleta que más le guste y espero que disfrute de todas las demás. Muchos besos.

      Eliminar
  5. Eu sou daquelas pessoas que não tem jeito para decorar bolachas
    Essas ficaram tão lindas
    Boa semana
    bjs

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias São, un placer tenerte por aquí. Besos.

      Eliminar
  6. Que maravilla de galletas!!! Y vaya trabajo, pero el resultado es fantástico, me gustan mucho, que pena comérselas.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Montse, trabajo no creas que mucho, más bien tiempo de espera... hasta que se seca el fondant, luego es cuestión de pincel y ya...Un beso enorme!!!

      Eliminar
  7. Que chulas esas galletas y que ricas estarán!!
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, ahora que las veo pienso que podrían haber quedado mejor si no hubiera andado con prisas y con mil proyectos a la vez. El sabor a mi me gustó y mucho.... Un abrazo.

      Eliminar
  8. Y has pintado las galletas!!!!!
    Estoy sin palabras después de leer las galletas con mensajes.
    Que nunca muera la imaginación.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Estoy aplaudiendo!!!Una preciosidad de galletas, de entrada y como siempre un trabajo maravilloso con el que me deleitas cada vez que vengo a tu blog!!!Un beso cariño!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Elisa, un placer leer tu comentario, realmente me anima a seguir... Un enorme abrazo!!!

      Eliminar
  10. Que trabajo manual más estupendo ¡¡¡ me encantan las galletas, te han quedado fantásticos los dibujos y los mensajitos son muy buenos, me parece muy original la forma de adornarlas, te mereces un 10 muy alto, preciosas.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Azucena, la verdad es que fue divertido todo el trabajo, desde pensar lo que iba a hacer hasta el plasmarlo en algo tan pequeño como es una gallleta. Un abrazo.

      Eliminar
  11. Sonsoles, eres un crack, me encanta tu cuento en galletas, supongo que te habrá dado lastima comerlas.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las he regalado Merche y, eso parece que a quien se las regalé le da penita comerlas pero algunas ya han "caido". Un abrazo.

      Eliminar
  12. Eres una artista, que bonitas te han quedado¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ me encantan, besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quien dijo que con la comida no se juega? pues...se equivocó. Un abrazo.

      Eliminar
  13. Sabes que la frase de Alicia "Cuanto tiempo es para siempre?" es una de mis favoritas ? Si además ya la haces comestible te hago palmas con las orejas :D
    Menuda pasada de galletas Sonsoles, eso es solo para mañosas como tú, lo de hacerlas es que ni me lo planteo pero disfruto tanto mirandolas
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Inma, pena de la distancia... te pintaría muchas más!!! Eso es lo que hay que hacer (por experiencia propia puedo hablar) vivir cada segundo de nuestra vida como si fuera para siempre y eso como diría el gato :"Nada es imposible, sólo impasable". Un abrazo enoooorme.

      Eliminar
  14. Pero que maravilla, Sonsoles, como dice tu amiga da pena comérselas, pero claro para eso están, además de ser galletas, son una obra de arte. Ojalá que los sueños se hicieran realidad como en el cuento de Alicia, besotes
    Sofía

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto Sofía, si todo lo que da pena no se hiciera,no se contara, no se mostrara, no se tocara, no se comiera...de qué serviría? A veces los sueños..si que se hacen realidad, es posible!!! Un abrazo grande.

      Eliminar
  15. Qué maravilla de galletas, me he quedado sin palabras, me parecen preciosas. Menudo trabajo pintar todas esas galletas a mano, aunque imagino que después de ver la cara de la gente habrás disfrutado más todavía de un trabajo tan bien hecho. Besosssssss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quieres creer que la cara no la vi porque las entregué a través de terceras personas y ya en una cajita? Eran una sorpresa y un premio a muchas horas de esfuerzo y sacrificio...Pero como tengo una bola de cristal en mi habitación secreta, si que vi la emoción en los ojos de la mujer que las recibió...es lo que tiene ser un poco bruja y tener una bola de cristal. Ja, ja. Un beso grande.

      Eliminar
  16. ¡Qué maravilla, qué pasada!.
    Son una obra de arte, te felicito, guapa.
    Un beso grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias de todo corazón, comentarios así me animan un montón a seguir haciendo las pequeñas cosas que hago en esta cocinaconvistas. Un abrazo muy grande.

      Eliminar
  17. Sonsoles, me parece que has realizado un trabajo hermoso (de hecho, la porpuesta del reto en sí misma me parece de lo más interesante) entre los diseños y los pasajes de la historia que has escogido para tus galletas. ¡Mis felicitaciones!
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  18. Gracias Silvina, un placer tenerte por aquí y un verdadero halago tu comentario. Un beso.

    ResponderEliminar
  19. Que bonitas te quedaron.... No tuve tiempo de ver todas las publicaciones,Tenía ganas de saber que preparaste.¡¡¡Me encantan!!! Un besote muy grende....

    ResponderEliminar